martes, 28 de octubre de 2014

Pío antequerano

Empezamos temporada de cítricos, y en El Valle del Guadalhorce tenemos las mejores  naranjas que se puedan comer, un espectáculo de aroma y sabor difícil rechazar.
Esta ensalada guarda un fuerte parecido con la ensaladilla malagueña, el remohón de Totalán o la arriera de Torrox, la diferencia está en que esta no lleva patatas y sí,  mas bacalao.



Ingredientes:
300 grs. de bacalao
2 cebolletas
2 naranjas
aceitunas aloreñas
1 huevo
aceite de oliva virgen extra
vinagre


Modo de hacerlo: 
He desalado el bacalao durante 24 horas cambiando un par de veces el agua, a mi para las ensaladas no me gusta que esté demasiado desalado. 
Con el soplete le he dado un toque ahumado, y lo desmenuzo, limpio troceo las cebolletas.
Pelo las naranjas  y saco los gajos, estrujo en un cuenco los restos de la naranja, eso me servirá para preparar el aliño.
En el cuenco donde está el zumo, añado vinagre y aceite y lo emulsión.
 Con la mandolina corto en rodajas el huevo duro,  y ya solo queda montar la ensalada, aliñarla y disfruta, como veréis la sal no aparece por ningún lado, y es que el bacalao aporta sal suficiente.


1 comentario:

  1. Buena buena buena, y apetece un montonazo. Ya sabes que toda ensalada me encanta, y así, consu bacalao y sus aceitunas y naranjas del Guadalhorce, más todavía. Un besazo!

    ResponderEliminar